Noticias

La cooperación apoya política pública de ciudades sostenibles

.

Este jueves 24 se lanzó el Plan Nacional de Adaptación al Cambio Climático de Ciudades e Infraestructuras (NAP Ciudades) que busca reducir la vulnerabilidad frente a los efectos del cambio climático en ciudades, infraestructuras y entornos urbanos y facilitar la integración de las medidas de adaptación al cambio climático en las políticas, programas y actividades correspondientes.

Sus productos abarcarán temas como: marco institucional y mecanismos de coordinación, evaluaciones climáticas y de riesgo en zonas urbanas, herramientas para facilitar el logro de la adaptación, sistemas de monitoreo y estrategia de financiación.

Se desarrollará durante tres años y será liderado por el Ministerio de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente. Se implementará dentro del ámbito del Sistema Nacional de Respuesta al Cambio Climático y de la Comisión Asesora de Ordenamiento Territorial, espacios que integran a la Oficina de Planeamiento y Presupuesto, el Sistema Nacional de Emergencias, el Congreso de Intendentes, la Agencia Uruguaya de Cooperación Internacional, entre otros.

El proyecto cuenta con financiamiento no reembolsable del programa preparatorio del Fondo Verde para el Clima (FVC) y es gestionado por el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo. El FVC fue establecido en 2010, en el contexto de la Convención Marco de las Naciones Unidas para el Cambio Climático, con el propósito de contribuir de forma significativa y ambiciosa a los esfuerzos mundiales para enfrentar el cambio climático.

NAP Ciudades se enmarca en la Política Nacional de Cambio Climático (párrafo 11) aprobado en 2017 y contribuye al cumplimiento en Uruguay del objetivo de desarrollo sostenible (ODS) número 11 “Lograr que las ciudades y los asentamientos humanos sean inclusivos, seguros, resilientes y sostenibles”.

Véase el documento síntesis.

Fotografía: MVOTMA